El mercado de gas natural en España: Introducción

2019-06-20T09:00:19
¿Qué sabes del mercado gasístico de nuestro país? Vamos a conocer un poco más. ¡Quédate!
El mercado de gas natural en España: Introducción
El gas natural es la segunda fuente de energía primaria en España y la tercera en consumo de energía final, después del petróleo y la electricidad. En los últimos años, el gas natural ha hecho hueco en el mix energético español gracias al acceso de nuevos núcleos de población, como por la instalación de centrales de ciclo combinado en el sector eléctrico. La industria del gas representa el 0,5% del PIB español y emplea a 150.000 personas de forma directa e indirecta.

El mercado gasista español, gran desconocido

Esto se debe a diferentes motivos, pero uno es probablemente que el sector eléctrico es la punta de lanza del cambio de modelo energético y es ahí donde vemos el posible cambio hoy con el debate de las energías renovables, nuevas tecnologías, legislación española y el futuro incierto que tenemos por delante.
Tanto el sector eléctrico como el gasista contienen actividades que son monopolios naturales que requieren de grandes inversiones, ambos se empezaron a liberalizar en los años noventa y ya en 2008 los usuarios podían contratar sus suministros de luz y gas en cualquier mercado —libre o regulado—.
Más tarde, en 2015 y gracias a la denominada como Ley de Hidrocarburos, surge el Mercado Ibérico de Gas (MIBGAS), estableciéndose así un mercado organizado para la compra-venta de gas, pues hasta el momento el mercado del gas no estaba regulado por lo que no existían unas normas fijadas para dichas operaciones. Esto es otro de los motivos que entorpecían la claridad en este sector ya que era complicado conocer los precios de este combustible.
En este mercado organizado se negocian cuatro productos según la fecha de entrega del gas adquirido por los actores que participan en él:

  • Intradiarios (whitin-day).
  • Diarios (day-ahead).
  • Resto de mes. (balance of month).
  • Mes siguiente (month-ahead).

Mercado mayorista y mercado minorista

El sector del gas se divide en dos mercados claramente diferenciados: el mayorista y el minorista. En el minorista se negocian las operaciones que tienen como fin suministrar energía a los usuarios finales, ofreciendo tarifas de gas de consumos reducidos como la TUR, por ejemplo.
En cambio, en el mercado mayorista del gas se cierran transacciones de compra-venta de este recurso de mayor envergadura como son los consumos industriales ya sean de forma física o virtual.